BOLETIN DURANGO TURISTICO - DESTINOS - FOTOGRAFIAS - HOTELES - RESTAURANTES - OPERADORES TURISTICOS - CABAÑAS SIERRA - MUSEOS - DIRECTORIO TURISTICO
hoteles
 
gris
inicio
durango
destinos
fotos
hoteles directorios cultura publicidad links contacto
gris
blanco

 
cuadro CAMINANDO POR MI TIERRA

 

1a. RUTA CAMINO REAL DE TODOS LOS SANTOS.
TEXTO Y FOTOS. WALTER BISHOP VELARDE.

Por algún tiempo la región Sureste de nuestro estado ha sido ignorada, y en lo que cabe turísticamente hablando, es donde menos desarrollo se nota. El río Tunal que a estas alturas se vuelve el río Mezquital, la cascada del Saltito que en temporadas de lluvias se vuelve caudalosa, el fenómeno de la breña donde podemos apreciar los flujos de lava que salieron de varias calderas, ahora piedra fosilizada, y donde corren varias leyendas de tesoros hasta ahora sin descubrir como el de Mahoma, según se dice, con más de 60 mulas cargadas de lingotes de oro y otras riquezas y los trazos culturales históricos que nos enseñan cinco templos, si no majestuosos si desbordantes de historia, inclusive más antigua que Durango, la misma capital del estado.

Así pues, es en este contexto que nos pusimos a diseñar una ruta para vehículos todo terreno como son los UTV, cuatrimotos, motos enduro e incluso Jeeps. Saliendo del Valle del Guadiana, remontando sierras altas con más de tres mil metros sobre el nivel del mar como la de la Campana, además de la Sierra del Registro y Santa Elena, hasta ahora infranqueable para estos vehículos.

Aun cuando resulta un tanto anticuado, siempre que buscamos una ruta en cualesquier terreno nos dirigimos a un extraordinario libro llamado “Geografía del Estado de Durango” escrito por un autor excepcional, el Ing. Pastor Rouaix, por lo que nos fuimos siguiendo este rastro. Hasta la fecha desde 1929 no se ha escrito algo similar.

Lo primero es lo primero y para nosotros encontrar un nombre con carácter para esta ruta no fue fácil, pero después de algo de jaloneo decidimos ponerle “Camino Real de Todos los Santos” haciendo alusión al camino real por donde íbamos a pasar y la fecha del día de los difuntos y algo de misterio, para finalmente más o menos temprano en la mañana con todas las autoridades precisas presentes, salimos del lado sur de la ciudad, por el OXXO del Campestre, pasando por Santiago Bayacora, antiguo pueblito , subiendo por un cordón orográfico bastante técnico al paraje de las Antenas obviamente llamado así por la gran cantidad de estas que pueblan la cumbre de la sierra llamada de varias formas, una de ellas es “Las Marraneras”, no me pregunten porque, la otra es la “Cueva del Padre”, quien hace pocos años todavía vivía por esos rumbos, de esta altura las vistas de todo el valle incluido Durango son verdaderamente asombrosas y todos paran un rato para descansar y disfrutarlas, y luego continuar con el descenso de esta altura (2900mts sobre nivel del mar) a el poblado de Nicolás Romero es increíble, en este cruce de la terracería con la carretera que lleva al Mezquital, tenemos un puesto de control y de primeros auxilios que hasta la fecha no hemos tenido la necesidad de usar y con las debidas precauciones pasan como bólido rumbo a Mariano Matamoros y subir un paso bastante técnico de la sierra del Registro llamado Santa Elena.

Al cruzar esta sierra del Registro encontramos el terreno más liso, menos piedras, donde puedes agarrar más velocidad y disfrutar más la campiña, aquí nos encontramos con varias haciendas abandonadas pero con un valor histórico y cultural bastante alto como la Hacienda de San José de los Acevedo, Tejamanil (ya solo quedan los cimientos), Chachahuaxile un pueblitín, y el Venado, que son principalmente vinatas de mezcal de un género llamado mezcal cenizo que crece abundantemente en toda la región.

La ruta continúa y en esta ocasión llegamos a Nombre de Dios, que estaba de fiesta celebrando los 445 años desde su fundación, uno o dos años antes que Durango capital, y finalmente llegamos al Paradero Nixtalpan donde nos sirvieron unas gorditas excelentes en un rincón fabuloso entre gigantescos Sabinos. Que quede dicho que nos faltó algo de la ruta original que fue Tuitán, el Arenal y puente del Diablo que lo dejaremos para la próxima vez. Por ahí nos vemos.

 

 

 

 
 
© BISHOP + PIZARRO, CONSULTORIA Y PUBLICIDAD 2017
PROHIBIDA LA REPRODUCCION TOTAL O PARCIAL DE LAS FOTOGRAFIAS Y ARTICULOS CONTENIDOS EN ESTA PAGINA